Cobertura óptima de las tareas de vehículos, reducción de costes

La optimización del programa de turnos de IVU.rail se realiza con sólidos algoritmos matemáticos. El resultado son programas de turnos bastante más eficientes que con una planificación puramente manual. La planificación automática, directamente integrada en la edición de turnos, se encarga de cubrir de forma óptima todas las tareas de vehículos y las tareas relacionadas. IVU.rail planifica el conjunto de turnos, ya sea de manera total o parcial, en función de las necesidades, adaptando los turnos ya existentes a las especificaciones correspondientes. Una optimización de adaptación especial ayuda además a transferir las modificaciones de horarios de corta duración realizando los mínimos cambios posibles en los programas de turnos ya existentes.

Los planificadores pueden determinar en cualquier momento y de forma flexible los parámetros de ocupación duros y blandos que deben aplicarse a la optimización. También permite calcular varias variantes de un programa de turnos basándose en diferentes parámetros. De esta forma, se pueden determinar de forma rápida y sencilla los potenciales de aumento de la eficiencia y de reducción de los costes. Además, los escenarios hipotéticos ayudan a estimar las consecuencias de los cambios en los conjuntos de reglas. Asimismo, ofrecen una base fiable para realizar ofertas y tomar decisiones estratégicas.

La optimización del programa de turnos de IVU.rail:

  • Optimización de todo el conjunto de turnos o de partes individuales
  • La optimización de adaptación especial reduce el esfuerzo necesario para realizar cambios en los horarios
  • Escenarios hipotéticos para lograr resultados óptimos y facilitar la creación de ofertas
  • Las estadísticas simplifican la evaluación de una versión del programa de turnos
  • Consideración de los parámetros duros y blandos
  • Integración directa en la edición de turnos para garantizar un acceso rápido
  • Desarrollado en colaboración con LBW Optimization GmbH, una empresa que surge del Centro de Tecnología de la Información Konrad Zuse de Berlín (ZIB)