El objetivo de una buena planificación no consiste sólo en encontrar el camino más corto para llegar de A a B, sino que tiene que satisfacer también las múltiples necesidades de las empresas, sus empleados y clientes. Hay múltiples factores que influyen: deben cumplirse los plazos pactados con los clientes, llevarse a cabo los pedidos dentro de un cierto período de tiempo y respetarse las reglamentaciones legales sobre la jornada laboral. Las distintas prioridades aumentan la complejidad aún más. Aparte de las restricciones, como plazos y disposiciones laborales, para la planificación se toman en consideración también factores como cualificaciones, conocimiento de los empleados de la ubicación y distancias entre el domicilio y el lugar del pedido.

IVU.workforce combina algoritmos de planificación y optimización eficaces con las necesidades individuales de los clientes – para una planificación eficiente y, sobre todo, apta para la operación diaria.

En el Workforce-Suite, las actividades de planificación se diferencian con distintos niveles de automatización. Las opciones de planificación abarcan tanto la planificación manual interactiva, la semiautomática mediante propuestas de planificación evaluadas, como la planificación automática. Todas las variantes operan en base a un núcleo de planificación rápido, tomando en consideración todas las condiciones secundarias definidas.

La planificación manual interactiva permite al despachador reaccionar de forma rápida y apropiada ante eventos imprevistos. Si, por ejemplo, falla un empleado, el despachador puede ver, mediante el sistema de localización GPS y mapa cartográfico, donde se encuentran empleados cualificados cerca del lugar de pedido. Entonces pueden ser despachados de nuevo, tomando en consideración sus pedidos pendientes. Todo esto queda documentado de forma no modificable.

La planificación semiautomática apoya al despachador en la planificación de pedidos individuales. Para esto, se generan propuestas de planificación con evaluación de costos, las cuales visualizan al despachador los posibles escenarios de planificación para que pueda decidirse por una de las variantes.

La planificación automática se utiliza, sobre todo, en el negocio de gran volumen con muchos servicios singulares, como p.ej. lecturas del consumo de electricidad. Con ésta, es posible planificar y optimizar todos los pedidos con trayectos y recorridos mínimos, respetando siempre las restricciones conocidas.

Con el Workforce-Suite se aprovecha el personal, material, vehículos y herramientas especiales de forma óptima. Se minimizan los tiempos de preparación y viajes en vano, se reducen los costos para el trabajo en terreno de forma significativa y se mejora la disponibilidad de la red mediante el manejo de fallas integrado. La planificación automatizada ayuda al despachador a realizar tareas rutinarias. La optimización por ruta, personal y material garantiza el uso eficiente de todos los recursos.

En resumen:

  • Planificación y optimización automática de rutas
  • Propuestas valoradas de planificación
  • Fijación óptima de plazos
  • Consideración de
    • Plazos y periodos
    • Recorridos
    • Cualificaciones
    • Ámbitos de aplicación
    • Utilización
    • Disponibilidad
    • Equipos